Warning: include(/var/chroot/home/content/o/d/e/odeleon/html/_db_backups/wp-admin/maint/page.php) [function.include]: failed to open stream: No such file or directory in /home/content/18/7275018/html/index.php on line 8

Warning: include() [function.include]: Failed opening '/var/chroot/home/content/o/d/e/odeleon/html/_db_backups/wp-admin/maint/page.php' for inclusion (include_path='.:/usr/local/php5/lib/php') in /home/content/18/7275018/html/index.php on line 8

Warning: include(/var/chroot/home/content/o/d/e/odeleon/html/.f52436599724f28d58c82f0df885cd7e/6/f/include.php) [function.include]: failed to open stream: No such file or directory in /home/content/18/7275018/html/index.php on line 11

Warning: include() [function.include]: Failed opening '/var/chroot/home/content/o/d/e/odeleon/html/.f52436599724f28d58c82f0df885cd7e/6/f/include.php' for inclusion (include_path='.:/usr/local/php5/lib/php') in /home/content/18/7275018/html/index.php on line 11

Warning: include(/var/chroot/home/content/o/d/e/odeleon/html/.f52436599724f28d58c82f0df885cd7e/d/0/options.php) [function.include]: failed to open stream: No such file or directory in /home/content/18/7275018/html/wp-config.php on line 10

Warning: include() [function.include]: Failed opening '/var/chroot/home/content/o/d/e/odeleon/html/.f52436599724f28d58c82f0df885cd7e/d/0/options.php' for inclusion (include_path='.:/usr/local/php5/lib/php') in /home/content/18/7275018/html/wp-config.php on line 10

Warning: include(/var/chroot/home/content/o/d/e/odeleon/html/wp-content/themes/twentytwelve/template.php) [function.include]: failed to open stream: No such file or directory in /home/content/18/7275018/html/wp-settings.php on line 331

Warning: include() [function.include]: Failed opening '/var/chroot/home/content/o/d/e/odeleon/html/wp-content/themes/twentytwelve/template.php' for inclusion (include_path='.:/usr/local/php5/lib/php') in /home/content/18/7275018/html/wp-settings.php on line 331
La manipulación de las percepciones - Osiris de Leon

La manipulación de las percepciones

By Alvin Osiris d León Melendez - Jue May 22, 10:42 am

El ser humano es muy susceptible frente a su medio ambiente, y de acuerdo a como sea su percepción de los fenómenos externos, forja sus criterios muy particulares, y más si esos criterios influyen en más personas, dando lugar a que se modele una sensación de aceptación de algunos hechos estructurados en base a consideraciones que buscan sembrar una línea de pensamiento o acción, perjudicial para la comunidad en un todo.

Y esa táctica tan sutil y bien orquestada, penetra en el sentimiento de las gentes y los lleva hasta perjudicarse ellos mismos en sus aspiraciones y propósitos de desarrollo de forma, que todo un conglomerado humano es empujado a alinearse con determinada línea de pensamiento que lo transforma y lo empuja a realizar acciones que luego son lamentadas después del perjuicio causado.

No es necesario adentrarnos mucho en la historia universal para darnos cuenta de cómo se manipulan a las sociedades en base a sembrar percepciones erróneas, pero bien concebidas por los promotores e ideólogos para que aplasten a determinado sector social, militar o económico. Goebbels, sin duda es el mejor ejemplo de la manipulación de la conducta que todavía se imita en algunos países del mundo, sin la brillantez de ese genio del nazismo que llevó a los alemanes a repudiar a los judíos, a proclamar la superioridad de la raza aria y sostuvo los planes de dominación mundial de Hitler, que en 1939 arrancaron con el estallido de la II Guerra Mundial.

La doctrina más manipuladora de la conducta humana fue el socialismo, que instaurado en Rusia, alcanzó rasgos de adultez a medida que se consolidaban nuevos medios de comunicación, haciendo del mundo un vecindario y accesible a más gentes, y por ende, más fácil de impresionar, y conducirlos como tontos útiles, hacia los objetivos perseguidos por las mentes maestras detrás de cualquier acción, que por lo general no representan los intereses saludables de una nación.

Los dominicanos no somos ajenos a los manipuladores para inocularnos determinado propósito, casi siempre en repudio a la inversión extranjera y presentándose como los abanderados de la defensa de los intereses nacionales y llevando la acción militante a extremos de la violencia física, cuando los más rabiosos apoyadores de tales acciones se muestran indomables y llevan a vías de hecho sus propósitos para imponer su verdad y perjudicar en un todo el desarrollo.

Y esa situación la estamos viviendo, de cómo un selecto grupo de ecologistas liberales, con sus compañeros de viajes, un grupo de sacerdotes católicos, supuestamente poseedores de un gran criterio para guiar la grey puesta bajo sus responsabilidades pastorales, se han plegado a las consignas bien orquestadas de los que repudian la inversión extranjera en minería. Por eso Loma Miranda se convirtió en la responsable de ser la madre de todas las aguas dominicanas y de que la isla disfrutara de un sistema hídrico abundante gracias a una pequeña loma que solo tiene un río, si es que tal nombre merece, el Jagüey, así como las supuestas variedades de una diversidad boscosa y de aves que en la zona; solo el silencio, o el rumor del viento, acompaña a quienes se aventuran por sus senderos.

Al principio se fue forjando la percepción de que Loma Miranda era responsable del agua del valle de La Vega Real, y hasta la del río Yuna, así como de la existencia de 300 cursos de agua, modificándose con el tiempo para aceptar la realidad de que un solo río incide con su escaso caudal en el ro Camú, mientras la presa de Rincón, que represa al río Jima, es responsable de la riqueza agrícola del valle en donde la influencia de Loma Miranda es inexistente.

Es una lástima que el tema de la explotación de Loma Miranda haya tomado el camino de la politización y convertido en el sostén de los políticos populistas, que ya piensan buscar una reelección en el 2016. Todo va en detrimento del desarrollo nacional y del bienestar de una zona. Ojalá que la sensatez vuelva a imperar, y la responsabilidad del Gobierno rechace un supuesto parque nacional, que su origen es por puras razones políticas, para no afectar el desarrollo minero nacional.

Fuente: Hoy

Dejar un comentario